Propaganda y publicidad, ¿política o electoral?

La propaganda implica un concepto genérico que se divide en dos categorías: la propaganda política, que remite a los partidos políticos, movimientos que persiguen adoctrinar, el reclutamiento político o la ganancia de votos en una elección; y la propaganda comercial, que incluye la publicidad y las operaciones referidas a relaciones públicas (Kecskemeti, 1973). Sobre la publicidad se argumenta que es un elemento que se acerca al terreno de la propaganda, ambas tienen en común que se dirigen a amplios auditorios y usan los mismos canales de comunicación, mediante técnicas de estudios aplicadas para su acción (Sani, 2000).

Al referirse a una definición concluyente para la propaganda política, o la publicidad electoral o política, Koeneke (1994) señala que “…tan sólo ha sido posible encontrar un punto de acuerdo: que ambas formas de comunicación comparten como objetivo la persuasión”. Asimismo, este autor enumera tres características para definir el término que llama publicidad electoral:

1) Una forma de comunicación persuasiva;

2) Que persigue la creación o el cambio de predisposición en el elector;

3) Para que sufrague o deje de sufragar por algún candidato, partido o movimiento político.

En este sentido, una de las herramientas más utilizadas en el campo de la publicidad electoral para lograr tal fin persuasivo, es el spot o la cuña electoral. En la pestaña “VIDEOS” se tienen varios ejemplos de ello.

Justo Morao

______

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s